Por Vanessa Sá

Publicado el 24 de octubre de 2019. | Actualizado el 24 de octubre de 2019


Un ecosistema digital es un sistema socio-técnico inspirado en los ecosistemas naturales. Su funcionamiento se basa en las propiedades de autoorganización, escalabilidad y sostenibilidad para lograr un mayor tráfico en la página web de la empresa, una mayor interacción y fidelización de los usuarios y generar mayor cantidad de leads.

El objetivo de formar una red como esta es que la empresa tenga una visión concreta de cómo se relacionan todos sus canales digitales y qué tanta repercusión generan entre sí.

Al final, todos ellos colaboran con la ampliación de la presencia de la marca en la mente de los consumidores y en la generación de oportunidades de negocios.

También forman parte de este grupo de conexiones organizadas los competidores y los factores externos a la empresa en el ambiente digital.

Pero, ¿qué implica un ecosistema digital y cómo puedes construir uno para tu empresa? ¡Aquí te lo explicamos!

¿Qué es un ecosistema digital?

En el mundo de marketing, el ecosistema digital es el proceso más adecuado para posicionar una idea, dar inicio a una campaña publicitaria o promocionar algún producto.

Durante este proceso, que a su vez sirve para ganar visibilidad en el mundo del Internet y atraer clientes potenciales, también es posible descubrir, analizar y entender cuatro puntos fundamentales en el giro comercial o empresarial:

  • la empresa;
  • los competidores;
  • el sector al que va dirigido;
  • el cliente o público consumidor.

Si conocemos y entendemos estos cuatro pilares fundamentales, entonces podemos enfocarnos en la creación de contenidos, optimizándolos para los motores de búsqueda y haciendo marketing objetivo y eficaz.

¿Para qué sirve un ecosistema digital?

Un ecosistema digital brinda distintas ventajas ante su aplicación:

  • mejora el tiempo que hay que invertir para comercializar un producto, generando a su vez un mayor valor del producto o la marca;
  • Ayuda a posicionar a la empresa de manera más efectiva frente a la competencia;
  • Las campañas de marketing y publicidad se vuelven más eficientes.

Elementos de un ecosistema digital

Para crear un ecosistema digital es necesario contar con elementos puntuales direccionados a alcanzar el mismo objetivo.

Página web

La mayoría de los ecosistemas digitales se basan fundamentalmente en la página web de una marca o empresa, con lo cual es necesario poner mucho cuidado en el diseño web.

Es importante contar con una buena estructura del contenido, criterios unificados y manteniendo la armonía necesaria para que llame la atención del consumidor.

En cuanto al contenido, debes definir qué tipo de información quieres que tus clientes y leads encuentren en tu web y cómo vas a captar su atención.

Marca

El diseño de la marca, cómo se define la empresa y cómo se da conocer al consumidor, es parte primordial de los elementos que conforman un ecosistema digital.

A través de la marca podremos llevar el mensaje de lo que queremos vender al resto de canales que conforman esta cadena.

En este sentido, muchas marcas han encontrado que, para crear un ecosistema digital exitoso, resulta conveniente crear alianzas con socios que permitan el crecimiento sostenible de la empresa.

Objetivos

En cualquier proyecto es necesario contar con objetivos claros y bien definidos.

Cuando se trata del diseño de una acción de marketing digital, generalmente se apuesta a objetivos muy puntuales como, por ejemplo, ganar mayor presencia y visibilidad, definir una imagen referencial para la marca, fidelizar clientes o aumentar las ventas.

Medios digitales y otros dispositivos

Otro elemento importante para poder crear un ecosistema digital son los canales digitales en los que la marca o empresa tendrá presencia.

Además del sitio web, blogs, correos electrónicos, redes sociales y aplicaciones. También hay que tomar en cuenta los dispositivos a través de los cuales los usuarios acceden.

SEO y SEM

Una de las bases principales que soportan una estrategia de marketing digital, es la optimización de los motores de búsqueda.

Una estructura SEO bien gestionada, el uso de palabras clave, las meta descripciones y un contenido con una estructura semántica sólida e información valiosa, nos ayudará a obtener un mayor alcance.

Otro punto importante es el de contar con estrategias SEM. Aunque se trata de una herramienta destinada a un público más específico y al pago por cada clic, si se crean anuncios atractivos, es posible alcanzar los primeros lugares en los buscadores de internet.

Analítica web

Llevar una medición de la gestión de tu marca o empresa es un principio básico para poder entender los diferentes panoramas que se puedan presentar.

En una estrategia de marketing digital la métrica es necesaria para poder tomar decisiones y hacer correcciones necesarias para seguir creciendo.

Según el tipo de ecosistema que desarrolles para tu marca, servicio o empresa, debes siempre tener en perspectiva algunas preguntas clave como: ¿Tu ecosistema digital está creciendo? ¿En qué está fallando? ¿Qué debes fortalecer o cambiar para mejorar?

¿Cómo crear un ecosistema digital?

Para crear un ecosistema digital es necesario seguir una serie de pasos que comprenden crear un plan, tomar decisiones, crear objetivos e involucrar a todas las partes que hacen posible el desarrollo de una campaña de marketing. Veamos cuáles son:

Elige el tipo de ecosistema utilizado

Definir cuáles son los grupos que participarán en el proceso, según los diferentes tipos de ecosistemas que se pueden desarrollar. Por ejemplo:

  • empresas, incluyendo proveedores y distribuidores;
  • líderes, los creativos de una empresa;
  • productos o servicios;
  • segmentos de clientes.

Organiza el entorno laboral

Para enfrentar los cambios, es necesario contar con un entorno laboral en el que todo el equipo de trabajo se encuentre alineado y enfocado al logro de resultados. Resulta fundamental para poder desarrollar una estrategia digital con un mismo hilo conductor.

Parte de construir el entorno ideal, también depende de la inversión que haga la empresa en nuevas tecnologías que permitan adentrarse en el mundo digital de constante evolución.

Implementa la orientación al cliente

Cultivar las buenas relaciones con los clientes también es un paso importante para poder crear un ecosistema digital. En estos tiempos en los que el mercado es tan competitivo y cambiante, conviene enfocarse en los intereses del cliente.

Saber escuchar, proponer soluciones ante sus preocupaciones y cubrir sus necesidades para fidelizarlo a la marca.

Promueve agilidad en la gestión

El éxito de un negocio o una marca también depende de la capacidad que tenga de responder con agilidad ante los cambios o retos que se presenten.

Para poder crear y mantener un ecosistema digital, es necesario reforzar las capacidades que tenga la empresa y sus empleados de adaptarse a las diferentes exigencias del mercado, que a su vez están alineadas a las necesidades y gustos de los clientes o consumidores.

¡Esto es todo!

La era digital se mantiene en constante evolución y es un proceso indetenible. Los modelos de negocio siguen inclinándose de frente al mundo digital y representa una de las mejores maneras de vender y lograr un branding efectivo, es a través de la publicidad por medios tecnológicos.

Vivimos dentro del ecosistema digital, de hecho, compartimos información en plataformas digitales que nos permiten alcanzar objetivos incluso aunque el propósito no sea comercial.

Si te pareció interesante el artículo, te invito a descargar nuestro ebook sobre transformación digital, un tema que te ayudará a entender cómo está cambiando la forma de emprender un negocio. ¡Te va a encantar!

¡Guía sobre Transformación Digital!

Descárgala gratis para conocer el paso a paso de una transformación digital


100.000 personas no podrían estar equivocadas
Deja su email y recibe contenidos antes que todo el mundo

Posts relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *