Cómo ser un buen redactor SEO: conoce los pasos para serlo

La principal función de un redactor SEO es producir contenidos optimizados para los parámetros de los buscadores, garantizando que los usuarios web los encuentren y satisfagan sus dudas y necesidades con la información brindada por esos materiales.

Cómo-ser-redactor-seo

    ¡Convertirse en redactor es una de las mejores aventuras para aquellos que les encanta escribir! Nosotros lo decimos con propiedad y con todas las ganas que se escuche.

    Ingresar al campo del Marketing de Contenidos es un reto que muchos desean alcanzar y, de hecho, algunos lo logran.

    Pero, existe una gran diferencia entre ser redactor SEO y convertirse en un gran redactor SEO. Puede parecer extraño, pero no te preocupes, de esto va el artículo que preparamos para ti y, así entenderás mejor cuáles son las características que debe tener un profesional exitoso en esta tarea.

    Para ser un redactor SEO y ganar visibilidad en el mercado del Marketing Digital, es necesario que aprendas (o recuerdes) lo que es SEO.

    ¿Estás interesado en mejorar tus capacidades y ser la preferencia entre los clientes? ¡No te apartes de este texto!

    Características destacadas de un redactor SEO exitoso 

    Cuando un redactor se siente motivado y decide tomar riendas de su carrera, el ganar reconocimiento por parte de sus clientes es solo cuestión de tiempo.

    Aunque parezca una utopía al inicio, es posible destacarse en medio a tanta gente, pero tenemos que alertarte que esta misión está lejos de ser fácil.

    Es fundamental contar con ciertas características como ser curioso, tener ganas de aprender, estar constantemente leyendo artículos especializados sobre el tema.

    También es imprescindible que el redactor tenga una actitud positiva frente a las críticas constructivas y busque ofrecer su mejor en el trabajo.  

    Sabemos que no es fácil para un redactor SEO principiante, contar con todas estas características, por eso, queremos alentarte afirmando que muchas de esas aptitudes se pueden aprender, como es el caso de la curiosidad.

    Por ello, si tienes ganas de destacar tu trabajo por encima de otros para hacerte conocido en el medio, necesitarás adoptar una postura de alerta sobre las novedades del mercado del Marketing Digital, específicamente, del Marketing de Contenidos. 

    Sin embargo, aparte de enriquecer tu listado de características, es necesario que conozcas detalles sobre un importante tema: las técnicas SEO. 

    ¿Estás listo para aprender o refrescar algunos aspectos sobre el tema? 

    SEO: nada de misterios y un sinfín de oportunidades 

    Es imposible ser un gran redactor de contenido digital sin saber qué es SEO. Y, considerando que existe mucha gente que les gusta escribir, seguro estarás preguntándote qué sucede con aquellos que no saben.

    Bueno, la verdad es que, si a una persona le gusta únicamente escribir y no está atenta a las demandas y exigencias de buscadores como Google, difícilmente (para no decir, imposible) conseguirá tener visitas en su sitio, o sea, escribirá para nadie o, mejor dicho: escribirá para sí.

    Un redactor que tenga ganas de trabajar en esta área y considere vivir únicamente de este trabajo, deberá entender bastante de técnicas SEO.

    Por este motivo, recomendamos que quedes atento a lo que viene a continuación. 

    ¿Qué es SEO? 

    Por sus siglas, el Search Engine Optimization significa optimización para motores de búsqueda.

    Y cuando es aplicado al texto, se utilizan técnicas extremadamente efectivas para hacer que el texto luzca más atractivo y provoca que Google le proporcione un sello de calidad, clasificando al artículo como uno de los mejores sobre determinado asunto. 

    De manera resumida y sin adornos, existen tres formas de generar tráfico para un blog o sitio web: 

    con accesos directos: el usuario reconoce tu autoridad y tiene tu dirección entre su selección de preferidos;

    accesos pagos: inviertes en publicidad en diferentes plataformas, incentivando al usuario a hacer clic para visitar tu contenido;

    accesos orgánicos: produces materiales útiles y relevantes, con técnicas SEO, para ser bien clasificado en Google y provocar mayor cantidad de clics.

    Sobre estas tres opciones, es necesario entender que los accesos directos no son construidos de la noche a la mañana.

    Entonces parece claro que, si tienes un sitio web o blog, debes poner atención e invertir en artículos optimizados para SEO.

    Si aún no tienes un local propio y ya trabajas de manera activa con textos, es primordial que desarrolles tus capacidades SEO.

    Por ello, a continuación conceptos que debes dominar.

    SEO Básico: lo que el redactor necesita saber

    Todo gira alrededor de la palabra clave. Esto guía desde las pautas que deben desarrollarse, hasta la estructuración del contenido del artículo. Entendiendo que una palabra clave en ocasiones no es solo una palabra, puede llegar a ser una oración entera.

    El objetivo es indicarle a los algoritmos de Google que la publicación trabaja una palabra clave.

    Al identificarla, el motor de búsqueda indexa el artículo y lo presenta como sugerencia a los usuarios que investigan por aquel término (exacto o aproximado). 

    Hay que tener en cuenta la forma como se elige las palabras claves. Para elegirlas, es fundamental considerar el tema del texto, la estructura, usar el Keyword Planner de Google y verificar las características de la palabra clave elegida.

    Tips rápidos para hacer el mejor texto del mundo digital 

    A continuación, verás cuáles son los elementos básicos de SEO que necesitas agregar a la publicación para alcanzar una buena posición en Google: 

    • Título: debe tener la palabra clave, incluso esta debe aparecer al inicio de su estructura.
    • Primer párrafo: Este es el párrafo que ejerce atracción en el lector. Debe contener la palabra clave en la primera oración.
    • Títulos H2: Subtítulos usados para la división armoniosa del texto, al menos uno de ellos debe contener la palabra clave.
    • Imágenes: El texto debe tener al menos una ilustración o foto y, debe tener la palabra clave en el Alt Text (campo oculto que aparece cuando se hace la inclusión de la imagen).
    • Meta description: Descripción del artículo que aparece abajo del título en la búsqueda de Google. Es fundamental que sea breve y contenga la palabra clave.

    ¿Cómo buscar la palabra clave más indicada?

    Buscar tus palabras clave es un proceso importante para obtener una buena posición en las páginas de resultados cuando tu audiencia realiza una búsqueda. Para eso trabajamos con un proceso de acumulación de opciones que después vamos disminuyendo.

    El primer paso es realizar una lluvia de ideas con tu equipo para definir los asuntos que son de interés de tu Buyer Persona, luego puedes usar los recursos de autocompletar y de búsquedas relacionadas para, de esa forma, aumentar las posibilidades.

    Y finalmente completar el proceso utilizando recursos de plataformas específicas como SemRush, Planificador de Palabras Clave, Ubersuggest y KW Finder, entre varias otras opciones.

    ¿Por qué tenerlas en cuenta?

    Porque son estas palabras que crearán el camino del navegante hacia ti.

    Míralo de esta forma, saber claramente qué palabra define tu solución te permite crear un acceso para todo aquel que tenga la necesidad, pues realiza una primera segmentación que sucede casi de forma espontánea, por lo tanto, reduce significativamente la competencia por la posición.

    La palabra clave es como una brújula que orienta al navegante cuando está buscando algo específico.   

    ¿Cuáles elegir?

    Saber elegir las keywords es muy importante. Antes que nada, debes entender que las palabras clave de un solo vocablo son más propias para grandes empresas y marcas.

    Para una estrategia de Marketing de Contenidos las palabras clave long tail son las más adecuadas.

    Ahora bien, tenemos que elegir, de entre todas las opciones, la de mejor desempeño, esto es saber cuál es la más utilizada en las búsquedas.

    Para eso podemos usar Google Adwords que nos dará esa información y cruzarla con información del Google Analytics. De esta forma sabremos cuál es la mejor de todas las opciones.

    ¿Qué factores Google tiene en cuenta para clasificar las páginas?

    Una vez que definimos nuestra palabra clave, hay que tener presente que debemos usarla bien para que de resultado.

    Para eso es necesario tener la técnica para caerle bien a Google, que utiliza más de 200 factores para determinar el posicionamiento de los resultados en las SERPs (páginas de resultados).

    Cuando decimos gustarle a Google queremos decir que debemos adecuar estos factores al sentido común.

    • Distribución: utilizar en exceso tu palabra clave en el texto puede resultar perjudicial, puede ser considerado como una forma de engaño, lo ideal es utilizarla en el título, en por lo menos 1 intertítulo y en el texto dos o tres veces pudiendo, inclusive, utilizar variantes.
    • Coherencia: existen también factores semánticos, el algoritmo nos comprende y sabe cuándo introducimos una palabra fuera de contexto, es ahí que las variaciones de las long tail nos ayudan, pues nos dan flexibilidad para introducir la palabra clave manteniendo la coherencia.
    • Meta textos: por último tenemos todos los meta textos, por ejemplo en la URL, en las etiquetas y en la meta descripción. 

    Buyer Persona: un poderoso recurso para el redactor SEO

    Para redactar los mejores textos debes crear un modelo ideal, con características definidas que servirá de norte para tu elaboración, esto es lo que llamamos Buyer Persona.

    No es lo mismo hablarle a un hombre que a una mujer, a un adulto que a un adolescente, a un funcionario público que a un funcionario privado.

    Adecuarte a los factores SEO y, al mismo tiempo, mantener la calidad narrativa usando el lenguaje de tu persona es la combinación perfecta para subir posiciones.

    Cómo acompañar las tendencias para escribir mejor

    Otro punto interesante es estar atento a las tendencias de búsqueda, pues es una forma de entender cómo cambian los intereses de los usuarios.

    Las tendencias tienen tiempos de vida distintos y debemos integrarlas a nuestra elección de palabra clave.

    Eso te ayudará, no sólo a tener siempre tus palabras clave actualizadas, sino también a comprender el contexto en el que tu marca se mueve, a aprovechar las oportunidades y estimulará tu sentido de innovación.

    La investigación es una fuente de información interesante y, al mismo tiempo, un hábito que te impulsa a estudiar. La regla es simple: cuanto mejor investigas más aprendes sobre el tema del que estás escribiendo.

    Saber de lo que estamos hablando es fundamental para la consistencia de nuestro texto. Investiga, aprovecha las herramientas, mide métricas, busca etimología de palabras, suscríbete a newsletters encuentra la información que nadie más tiene.

    Formato largo: cómo dominar este tipo de contenido para SEO

    El long format content, aunque te parezca extraño, es una novedad en Internet y todavía no hay consenso sobre su definición.

    Algunos consideran que con más de 800 palabras ya puede considerarse largo, en cambio otros afirman que necesita más de 2000. Lo importante es que el short format content ya no es el formato principal de los contenidos.

    Es un poco lo que hablábamos sobre tendencias, la comunicación instantánea, rápida e impulsiva perdió aceleración y comenzó una tendencia pautada por los tiempos de navegantes que estudian o investigan.

    Muchas innovaciones están orientadas a mejorar la experiencia de estudio por Internet. Por eso los long format content comenzaron a ganar espacio, pues generalmente son materiales más completos.

    Lo cierto es que es un formato difícil para un escritor, pues presenta las características de mantener captado al lector, presentar la información de manera ordenada y crear ritmos internos y dinámicas propias. Por eso debes dominar este formato cada vez más popular.     

    Ser multi-escritor: una habilidad fundamental

    Ser escritor profesional nos pone en la situación de elaborar textos para varios sites y eso es muy interesante porque es, también, una forma de ampliar nuestro repertorio y no quedar estancados.

    Escribir para sitios web diferentes no es un problema, es una ventaja porque nos permite variar nuestro estilo y ampliar nuestras posibilidades creativas.   

    Cómo escribir buenos títulos para los contenidos digitales

    Y no podemos dejar de hablar de los títulos, uno de los elementos más importantes de un buen texto SEO.

    El título tiene una doble función, al mismo tiempo que anuncia y capta el interés, ayuda a estructurar la revisión que los bots hacen para posicionar el texto.

    Un buen título consigue un clic, produce una conversión, motiva a querer saber más sobre el contenido.

    Para esto existe la regla del 1/10, que simplemente significa que para cada título debes crear 10 posibilidades. Una regla típica del Marketing de Contenidos, transformamos los desafíos en números.

    Esperamos que al llegar hasta aquí te haya quedado claro que aprender más detalles sobre SEO puede ser la diferencia entre el éxito y el fracaso de un redactor SEO. Para conocer las más nuevas tendencias de SEO 2.0, descarga nuestro ebook sobre el tema.

    Ebook de SEO

    ¡Guía completa para alcanzar la primera posición de Google!

    Cuota
    Redator Rock Content Rock author vector
    uno de nuestros expertos.

    Suscríbete y recibe los contenidos de nuestro blog

    Recibe acceso de primera fuente a nuestras mejores publicaciones directamente en tu caja de entrada.

    ¿Te gustaría recibir más contenido de altísima calidad como este y de forma totalmente gratuita?

    ¡Suscríbete para recibir nuestros contenidos por e-mail y conviértete en un miembro de la Comunidad Rock Content!

    Nuestro sitio web está optimizado para cada país en el que operamos.

    Ir al sitio web en español ->