Por Maria Luiza Corrêa

Consultora de Automação de Marketing na Rock Content.

Publicado el 13 de agosto de 2019. | Actualizado el 23 de septiembre de 2019


No saber cómo crear un blog puede ser lo que está obstaculizando tu éxito en el mundo digital. ¡Hoy te mostraremos cómo ese proceso puede ser más simple de lo que pensabas!

Si estás buscando estrategias de Marketing Digital con el objetivo de generar visibilidad online, es posible que hayas percibido una cosa: tener un blog ya no es una tendencia, sino un requisito.

¿Por qué decimos esto?

Una buena estrategia de blog consiste en crear y compartir contenidos de calidad para tu audiencia, generando interés genuino en ti y en lo que tienes para decir.

Una vez que hayas generado este interés en tu audiencia, las posibilidades serán infinitas: tu blog puede ser una herramienta auxiliar para diferentes objetivos. Algunos de los principales ejemplos son:

  •  convertirte en un influencer o autoridad en un segmento de mercado;
  • ayudar a un cliente potencial a lo largo de su jornada de compra;
  • incrementar el reconocimiento de marca;
  • generar oportunidades de negocios.

En esta publicación te vamos a mostrar, de manera práctica, cómo crear un blog personal o corporativo que sea compatible con tus objetivos.

Siguiendo el tutorial a continuación, tendrás un blog en el aire y una estrategia para seguir.

Específicamente, para crear un blog debes seguir estos pasos:

  • determina un objetivo para tu blog;
  • planifica la producción de contenidos;
  • elige el nombre y el dominio de tu blog;
  • elige un CMS;
  • selecciona un proveedor de hospedaje;
  • instala el blog;
  • selecciona e instala complementos y herramientas de soporte;
  • elige e instala un template;
  • comienza a producir y publicar contenidos;
  • monitorea y optimiza tus resultados.

¡Veamos de qué trata cada uno!

1. Determina un objetivo para tu blog

Como estamos hablando de un vehículo que permite diferentes tipos de uso, es esencial tener un foco: ¿qué deseas lograr con tu blog? La respuesta más rápida es obvia: visibilidad. Pero, ¿qué quieres hacer con esta visibilidad?

No solo necesitas tener un objetivo, sino que también es importante clasificarlos y jerarquizarlos claramente, ya que determinarán toda la estrategia.

Si es para una empresa, tu blog puede usarse para educar al mercado y generar oportunidades comerciales. Si, en cambio, vendes un curso online en un mercado competitivo es posible que lo mejor sea que te concentres en posicionarte como una autoridad.

La diferencia puede parecer mínima, pero tendrá un gran impacto en toda la estrategia, especialmente en el siguiente tema.

2. Planifica la producción de contenidos

Una vez que hayas determinado el objetivo de tu blog, es hora de pensar en los medios: ¿qué tipo de contenido debes producir?

Tu planificación de contenido debe centrarse en tres factores clave:          

  • tu objetivo: ¿quieres educar al lector o generar engagement? ¿Qué acción quieres que el lector realice después de la lectura?
  • tu buyer persona: ¿qué tipo de preguntas tiene ella? ¿Cómo hace consultas en Google? ¿Qué idioma usa? ¿Qué formato de contenido prefiere consumir?
  • tu posicionamiento: ¿deseas generar entusiasmo o educar al mercado? ¿Quieres ser controvertido o imparcial?

Hay varias herramientas online que puedes utilizar en esta etapa y, también, conviene que hagas clic en el próximo enlace para que tengas acceso a un tutorial de mapas de contenido.

Por otro lado, nunca olvides que al final del día lo más importante es tener toda tu estrategia bien documentada.

Con eso en la mano, podemos ir a algunos pasos más prácticos.

3. Elige el nombre y el dominio de tu blog

Haremos un pequeño inciso para aclarar un detalle técnico importante: a pesar de que los usemos indiscriminadamente, ¡dominio y dirección no son lo mismo!

Un dominio es una string, es decir, una secuencia de caracteres que identifica a un sitio específico. En nuestro caso, nuestro dominio es https://rockcontent.com/es/.

La dirección, en cambio, es la secuencia completa que apunta hacia una página o recurso específico. Puede contener directorios y subdominios para identificar el elemento buscado.

Dentro del mismo dominio tenemos varias direcciones, como:

  • https://rockcontent.com/es/categoria/ventas/: un directorio que contiene todas nuestras publicaciones de ventas;
  • https://rockcontent.com/es/blog/tecnicas-de-ventas/: una publicación (muy buena) llamada “Técnicas de ventas: ¿cómo conquistar a tus clientes?”.

Es decir, si ya tienes un dominio como “tuempresa.com”, puedes elegir una dirección para tu blog allí.

Quizás “blog.tuempresa.com.mx” o “tuempresa.com/blog”.

¿Cómo elegir un dominio?

Si aún no tienes el dominio, no te preocupes: es más fácil de lo que parece. Especialmente después de haber definido el objetivo, la personalidad y la ubicación de tu blog.

La idea aquí es elegir un nombre para tu blog que sea fácil de recordar, rápido de asociar y compatible con los temas tratados.

Muchas personas se preguntan: ¿necesito tener mi palabra clave principal en el dominio?

Durante algún tiempo, el nombre de dominio tuvo una influencia significativa en su potencial de posicionamiento. Es posible que hayas escuchado pequeñas reglas como “tu palabra clave principal debe aparecer en tu dirección”.

Afortunadamente, esos tiempos han quedado atrás y Google ya no aplica ningún peso al dominio en sí. Sin embargo, esto no significa que no tengas que tener cuidado. Aquí hay algunos consejos para que elijas el mejor dominio:

  • evita palabras confusas – con consonantes en secuencia u omitiendo vocales – que sean difíciles de pronunciar y/o escribir;
  • busca una combinación de palabras que tengan sentido, que sean fáciles de recordar;
  • mantén el objetivo del blog siempre a la vista;
  • el dominio del blog y el título, si bien necesitan ser los mismos, deben estar relacionados.

Recuerda que aquí nuestro objetivo es obtener un nombre que identifique claramente tu blog y que no confunda al lector. Por lo tanto, si el título de tu blog es “El mejor blog de tango contemporáneo del mundo”, probablemente “tangocontemporaneo.com” sería una buena opción.

Registrando el dominio

¿Nombre elegido? ¡Genial! Ahora es el momento de verificar si está disponible para comprarlo y registrarlo a tu nombre o en el nombre de tu empresa. Hay varios sitios de registro de dominios que buscan y compran en varios países simultáneamente.

Siéntete libre de elegir el que te parezca más conveniente, pero siempre verifica la reputación de la empresa en Internet, los puntajes, las reseñas con quejas hechas en su contra y préstale atención a las respuestas.

Una vez que encuentres un dominio disponible, es hora de registrarlo. Para hacer esto existe una enorme lista de posibilidades, como Godaddy o HostGator, que son algunos de los hospedajes más famosos.

Es solo elegir, ver si está disponible y, en el caso de que lo esté, comprar el dominio optando por el plan que más te convenga. En todos estos servicios online la navegación es intuitiva y el registro de dominio pude ser hecho en muy pocos clics.

Abajo de mostramos un ejemplo de cómo registrar un dominio:

4. Elige un CMS

Muchas personas van directamente del paso anterior a hospedar su blog. Sin embargo, antes de hacer eso, necesitas saber qué estructura lo hará funcionar. Y esta estructura se conoce como CMS.

Se trata de las siglas de Content Management System, que en español significa Sistema de Gestión de Contenidos.

Puede considerarse la estructura que funciona detrás de tu blog. En general, es el programa que crea páginas, genera enlaces, hace que los contenidos sean navegables y que te permite administrar tus páginas, publicaciones, enlaces y comentarios.

Aunque te mostraremos varios CMS, esta guía se centrará en WordPress (el último en la lista a continuación), que usaremos como un ejemplo de cómo crear un blog gratis desde cero.

Observa, a continuación, algunos de los gestores de contenidos más populares de la actualidad y cuál debes elegir para tu estrategia.

WIX

WIX ingresó al juego relativamente tarde, en 2006. Sin embargo, la compañía israelí ha visto crecer su popularidad en el mercado en los últimos años.

La razón principal es que tiene templates que puedes usar para tu e-commercey portafolios online, dos demandas muy altas. Sin embargo, no los recomiendo.

Hasta hace poco, las páginas de WIX contaban con recursos de Flash, ya más obsoletos que un teléfono de discar.

A pesar de la actualización tecnológica, al migrar estas características a HTML5, las páginas aún tienden a cargar más lentamente, lo que afecta la posición en Google.

Lo peor, en mi opinión, son los precios. Gastarás al menos U$D 5 por mes para tener un sitio web personal sin la publicidad de ellos. Para algo más profesional, vas a gastar al menos U$D 7,5 al mes, o U$D 10 si es un e-commerce.

Este precio ni siquiera incluye templates premium. Hay una opción gratuita, pero está financiado con anuncios que eliminan cualquier ilusión de profesionalismo, así como también cargan elementos adicionales en tu página.

SquareSpace

SquareSpace ha estado ganando terreno, principalmente debido a un posicionamiento de marketing muy bueno para financiar canales educativos de YouTube. KurzgesagtScience GirlScishow y Nerdwriter son algunos de los ejemplos.

Es un CMS que tiene muy buena mano para imágenes y diseño.

Facilita el trabajo de las tiendas, blogs y sitios web para crear interfaces bonitas y sofisticadas. Si eres fotógrafo o diseñador, por ejemplo, seguramente te gustará.

Otra buena ventaja es que tiene herramientas muy completas para exportar tus contenidos.

Es decir, si deseas migrar a otro CMS, puede hacerlo sin ningún problema. La desventaja es el precio. Un sitio personal comienza en U$D 3 por mes. Son U$D 4,5 para negocios y U$D 8.25 para e-commerce.

Con el tipo de cambio desfavorable, es un ataque considerable a tu bolsillo.

Blogger

Blogger es el CMS de Google. Hasta hace poco, se llamaba Blogspot.

Como tal, está estrechamente integrado con las aplicaciones de Google. Por eso, si te preguntas cómo crear un blog en Blogger, debes saber que con tan solo poseer una cuenta en Gmail ya estás inscrito. La integración con Google Ads también es increíblemente simple.

Las ventajas de Blogger son que indexa las páginas muy rápidamente (lo que no debería sorprender teniendo en cuenta que es de Google) y también es muy fácil de aprender y operar.

Las desventajas son la capacidad limitada de personalización y crecimiento. Esto realmente limita sus posibilidades de desarrollo. Los blogs oficiales de Google, Gmail y Google Maps funcionan en esta plataforma, pero no esperes que puedas alcanzar este nivel usándola.

Al menos te permitirá exportar tus datos y migrar a otro lugar cuando llegue el momento. Es gratis para cualquiera que use Google Apps.

Joomla y Drupal

Para desesperación de los puristas, pondré a estos dos CMS en la misma categoría. Aunque tienen características diferentes, tengo una buena razón para ello: comparten rasgos muy llamativos: son potentes, escalables y difíciles de usar.

Ambos cuentan con el respaldo de una comunidad muy activa y ofrecen posibilidades geniales para quienes administran una gran cantidad de páginas y visitas. Son muy personalizables y versátiles.

Su talón de Aquiles es que son sistemas más complicados, con una curva de aprendizaje que desalienta al principiante. Ambos se pueden alojar en cualquier servidor que uses, sin que tengas que pagar el CMS. Por lo tanto, sus costos variarán según los recursos que ofrezca el host.

WordPress

WordPress es el CMS más utilizado en el mundo. Se estima que tiene alrededor del 60% de la cuota de mercado de CMS. Algunos sostienen que no es un CMS puro, sino solo una plataforma de blog, pero eso no viene al caso para nosotros.

El hecho es que su carácter de código abierto le ha permitido crear un ecosistema absolutamente fantástico a su alrededor. Hay millones de temas, complementos y extensiones que convierten a WordPress, prácticamente, en cualquier tipo de sitio.

Además de la opción hospedada en wordpress.com (que no recomiendo), puedes hospedar tu propia instalación de wordpress en el servidor que elijas, lo que te da un control total sobre tus informaciones y páginas.

Dicho esto, vamos al hospedaje.

5. Selecciona un proveedor de hospedaje

Prácticamente, el hospedaje es lo que garantiza que un sitio web o blog esté disponible en Internet.

Por lo tanto, las empresas que trabajan con este tipo de servicio son responsables de mantener tu sitio online y almacenar todo su contenido disponible allí. Existen diferentes tipos de hospedaje y muchos proveedores que los ofrecen.

Pero, ¿qué necesitas saber para elegir cuál el mejor para ti?

Factores importantes que debes considerar

Como ya dijimos, no hay escasez de proveedores en el mercado, pero, considerando la importancia de un proveedor de hospedaje web para tu blog, es importante saber cómo evaluar tus opciones.

Además de la compatibilidad con el CMS elegido, considera los siguientes factores.

Precio

Este punto es tan obvio que ni siquiera debería estar aquí, ¿verdad? Bueno, no tanto. ¡La lógica es no elegir el más barato!

Lo que queremos es prevenirte para no priorizar el precio. Antes de tomar tu decisión observa bien los puntos a continuación y solo entonces ten en cuenta el costo.

Soporte

Estas empezando, por lo tanto, es posible que tengas preguntas en el medio del proceso. Es posible que algo salga mal y te encuentres con una enigmática pantalla de error o un comportamiento que no puedes explicar en tu sitio.

¿Existe alguien para ayudarte? ¿Cuáles son las formas de contacto? ¿Existe el compromiso de responder correos electrónicos dentro de un tiempo razonable?

El peor momento para descubrir que el soporte al cliente de tu hospedaje es muy malo es cuando lo necesitas.

Evaluación del consumidor

Recurre a sitios que trabajen con quejas de consumidores, páginas de Facebook, grupos de noticias e incluso Twitter.

Obtén una visión externa de cómo el mercado ve a ese host. Si hay demasiadas quejas sin respuesta, por ejemplo, no hay razón para pensar que será diferente contigo.

Número de dominios, almacenamiento y ancho de banda disponibles

¿Estás comenzando un blog personal o es un proyecto para representar a toda tu empresa? ¿Hay otros proyectos que se pondrán online?

Conocer tus necesidades reales de hospedaje te ayudará a tomar una mejor decisión. En caso de duda, intenta comparar el ancho de banda (bandwith) y los planes equivalentes de almacenamiento (storage).

No confíes en los nombres de los planes (como business, pro y enterprise).

Panel de control

Este es uno de esos problemas que solo notas cuando es demasiado tarde. En el sitio host, intenta ver cómo se ve el panel de control del sitio. Sin lugar a dudas, el modelo cPanel es una buena referencia de tecnología fácil de usar.

Si el host utiliza una tecnología oscura y tiene interfaces que no comprendes, prepárate para pasar horas en el soporte o leyendo la documentación técnica. Me imagino que quieres evitar esta situación.

Servicios adicionales

Algunos hosts trabajan con el concepto de “one click install”, que mencionamos anteriormente, para muchos CMS diferentes. También tienen asistentes para configurar emails personalizados, por ejemplo.

Esto hace la vida mucho más fácil para aquellos que recién comienzan y no quieren perder horas de su vida con scripts e instalaciones.

Algunos de los proveedores del mercado

A continuación mencionaremos algunas de las mejores soluciones disponibles en la actualidad. Como ya dijimos, priorizamos los servicios que admiten WordPress, ya que es nuestra herramienta de elección aquí en Rock Content.

Hostgator

Hostgator es una empresa internacional muy reconocida en el sector y ofrece, además del hospedaje, herramientas como la creación de sitios web, email y la reventa de dominios.

Sus planes para Hosting varía entre U$D 2 por mes para el plan más simple hasta U$D 4. Además del descuento de pago anual, otro beneficio es no pagar por el dominio siempre para el plan más completo.

GoDaddy

GoDaddy ofrece beneficios muy similares a HostGator, con opciones dedicadas de WordPress. Ten en cuenta que los dos paquetes son muy similares y con pocas diferencias en lo que se ofrece.

Sin embargo, realizando una navegación por sitios de evaluación su puntaje es ligeramente inferior al de Hostgator.

6. Instala el blog

Ahora que has elegido tu CMS (continuaremos usando WordPress en nuestro tutorial) y su servicio de alojamiento, es hora de poner en marcha tu blog. En términos generales, la instalación se puede realizar de dos maneras: one-click install e instalación manual.

One-click install

Muchos servidores (como los mencionados anteriormente) ofrecen esta opción. Si ha optado por uno de ellos, simplemente ve al panel de control de tu host, haz clic en “wordpress” e ingresa tu dominio.

¡Listo! La interfaz será ligeramente diferente según el servidor, pero para que te queden dudas mira este video de GoDaddy.

Instalación manual

Si no tienes la función “one click install” en tu servidor, no te desesperes. WordPress es muy fácil de instalar.

1.Descarga la última versión de WordPress haciendo clic aquí. Recibirás un archivo zip y deberás descomprimirlo en cualquier carpeta de tu computadora.

2. Crea una base de datos para el blog. Si tu servidor utiliza cPanel, puede usar el MySQL Database Wizard. Simplemente haz clic en ” create a database“, luego ” create database users” y finalmente “add user to database“. Recuerda anotar los valores que pusiste allí para referencia posterior.

• Si no tiene cPanel (¿qué host contrataste?) Puedes usar phpMyAdmin o MySQL Client  para hacer esto.

3. Sube los archivos. Simplemente carga los archivos dentro del archivo zip del primer paso al directorio donde funcionará tu blog. La forma más práctica es mediante el uso de un cliente FTP.

4. Instala WordPress. Con los archivos y la base de datos correctos, solo necesitas ir a la dirección del install.php. Será algo así como “www.tudominio.com/wp-admin/install.php”.

5. ¡Listo! Cuando la configuración haya terminado de ejecutarse, aparecerá una pantalla de “bienvenida” donde debes colocar el título del blog, el nombre de usuario, la contraseña y el email. Hecho esto, serás dirigido al dashboard.

Qué esperar después de la instalación

Independientemente del método de instalación que utilices, lo que esperas ver al final del proceso es la siguiente pantalla:

En esta publicación, encontrarás una guía completa sobre cómo usar WordPress, pero, para acostumbrarte a la plataforma, veamos los puntos principales.

Widgets

Este área central gris está ocupada por estas cajas llamadas widgets. Por defecto comienzas con:

  • Bienvenido (Welcome): muestra accesos directos a algunas acciones comunes, como personalizar tu tema, agregar páginas y leer tutoriales y guías. Te recomendamos investigarlo un poco, especialmente si es tu primera vez.
  • Ahora (At a glance): este es un resumen del contenido de tu blog. Puedes hacer clic en cualquier marcador (publicaciones, páginas, comentarios) para ir al área correspondiente.
  • Actividad (Activity): muestra tus publicaciones recientes y programadas. Lo más útil aquí es el feed de comentarios, que te permite moderar las interacciones de la audiencia directamente desde el dashboard.
  • Borrador rápido (Quick Draft): ¿tienes una idea nueva en tu mente? Anótala rápidamente en este widget y guárdalo como borrador para editarlo y publicarlo más tarde.
  • Noticias de WordPress (WordPress News): esta es simplemente el feed de noticias del blog oficial de WordPress.

Se pueden agregar nuevos widgets mediante complementos, temas o incluso personalizando tu webhost. No es de extrañar si tu instalación, aunque sea nueva, tenga una o dos cajas más.

Administración (menú izquierdo)

Es a través de estos botones que controlas todos los detalles relacionados con tu blog. Echemos un vistazo. ¡Continúa leyendo!

Tablero de instrumentos

Va a la pantalla de inicio, que describimos anteriormente. También tiene un acceso directo para “Actualizaciones” (Updates). En este menú puedes buscar nuevas versiones de tu tema, instalación y plugins.

Posts

¡El post es el elemento fundamental en un blog! Es a través de él que compartirás tus contenidos. Además de agregar una nueva publicación o explorar las existentes, aquí también puede administrar las categorías y etiquetas de tu blog.

Medios de comunicación

Todas tus imágenes, fotos, videos y audios son medios de comunicación. A través de este menú, puedes cargar los archivos que deseas usar en tus publicaciones y también ver la biblioteca con todo lo que ha cargado.

También puedes acceder a estas funciones directamente desde la pantalla de edición posterior, así que no te preocupes demasiado ahora.

Páginas (Pages)

No confundas páginas con posts. Las páginas son estáticas, no se actualizan constantemente. Las páginas “Acerca de” y “contacto” son buenos ejemplos. Puedes elegir el nombre y la URL de todas tus páginas desde este menú.

Comentarios (Comments)

Por defecto, todos los comentarios que hagas en tus publicaciones aparecerán aquí. Aprueba las interacciones relevantes, responde las preguntas de tus lectores y busca interacciones legales.

Elimina lo que es tóxico y marca como SPAM esos anuncios ridículos que no tienen nada que ver con eso. ¡No alimentes a los trolls!

Apariencia (Appearance)

Los menús aquí solo afectan el aspecto de tu sitio, pero no afectan sus contenidos. Puedes elegir y personalizar tu tema aquí, así como establecer qué mostrar en los menús, widgets, encabezado y pie de página.

Plugins

Los plugins son mini-programas que se ejecutan sobre WordPress agregándole funciones.

Aquí puedes buscar complementos geniales, administrar los que ya están instalados, sus configuraciones y actualizaciones. Tomemos algunos ejemplos de complementos geniales para usar en el próximo capítulo.

Usuarios (Users)

Tu blog puede tener múltiples usuarios, cada uno con diferentes roles y permisos. ¡Cada uno tendrá su propio nombre de usuario y contraseña y solo tendrá acceso a las funciones relacionadas con su rol!

Fantástico, ¿no es verdad? Aquí puedes invitar a escritores, editores e incluso a otros administradores a su blog.

Herramientas (Tools)

Las características aquí son control y optimización. Desde aquí puedes importar bases de datos, exportar tu sitio para la migración.

Si no estás migrando desde otra plataforma, probablemente no tengas mucho que hacer aquí en este momento.

Configuraciones (Settings)

Aquí puedes ajustar cómo se comporta tu blog tanto para ti como para el usuario final. Pasa por todos los enlaces de este menú, porque aquí es donde establecerás tu huso horario, el formato de fecha y hora y, también, el tipo de enlaces permanentes.

La instalación puede tener un botón que no figura aquí. Es normal que los temas y plugins creen áreas con su propia configuración y funcionalidad. ¡La mayoría de las veces, no hay nada de qué preocuparse!

7. Selecciona e instala plugins y herramientas de soporte

Por supuesto, en este momento ya quieres agregar funciones a tu blog, ¿verdad?

Antes de instalar todo lo que ves por delante, un recordatorio amistoso: cuanto más funciones y códigos tenga tu blog, más tardará en cargarse. Esto perjudica la experiencia del usuario y, como resultado, su posicionamiento.

No hay una lista absolutamente correcta de los mejores o peores complementos. Eso depende mucho de tu objetivo con el blog, que dictará qué necesitas de un plugin. Pero para ayudarte, a continuación listamos los elementos esenciales que son gratuitos.

Google Analyticator

Google Analytics es una herramienta esencial para cualquier persona que quiera analizar el rendimiento de un sitio web o blog. Este complemento, a su vez, una vez integrado con tu blog, traerá a tu panel de administración métricas importantes sobre su rendimiento, como:

  • número de visitas y sesiones;
  • tasa de rebote;
  • duración media de la sesión.

Yoast

Independientemente del propósito de tu blog, querrás que funcione bien, ¿cierto?

Esta es una de las razones por las que Yoast se ha vuelto tan popular que se ha convertido en un complemento de WordPress casi obligatorio, pues ayuda a optimizar las páginas para los motores de búsqueda.

Con él, no necesitas ser un experto en SEO para tener páginas optimizadas.

Aprende en esta guía cómo usarlo: ¡es más práctico de lo que piensas!

Disqus

Disqus (léase como discuss de “discusión”) es una buena opción de sistema de comentarios. Algunos prefieren usar Facebook, pero Disqus puede ser una opción más interesante por los siguientes motivos:

  1. un usuario no quiere, necesariamente, tener que revelar su perfil cada vez que interactúa en un comentario. En algunos nichos, este es un factor muy importante;
  2. los comentarios Disqus pueden tener imágenes y también son indexables, lo que ayuda con el SEO;
  3.  te permite enviarle notificaciones al lector por email cuando responde un comentario, lo que ayuda a que la conversación continúe;
  4. permite inicios de sesión en redes sociales, pero no requiere que lo haga.

Puedes ver cómo realizar el setup en este enlace.

reCAPTCHA

Esta es una de las formas más fantásticas de proteger tu sitio de la fuerza bruta y los ataques de spam.

reCAPTCHA es una tecnología gratuita de Google que utiliza algoritmos sofisticados para determinar, a través de una prueba, si la interacción proviene de un humano o robot.

Para sus usuarios habituales, generalmente será un botón que dice “No soy un robot”.

Puedes implementarlo en tu pantalla de inicio de sesión y también proteger tus formularios e, incluso, un e-commerce.

8. Elige e instala un template

Siempre puedes comenzar tu propio layout desde cero diseñando el wireframe, realizando todo el proceso de diseño y programando más tarde.

Pero eso no es necesario a menos que quieras algo realmente único.

Nuestra recomendación es muy simple: elige un tema genial e invierte en él y solo agrega tus toques personales, como colores, logotipos y fuentes. Hay millones de templates optimizados – de pago y gratuitos – para todo tipo de uso.

Algunos de los mejores lugares para buscar son Theme Forest, Elegant Themes y WordPress Gallery.

El proceso de selección no es demasiado complicado: el criterio principal aquí es la idoneidad para el uso. Si eres fotógrafo, por ejemplo, querrás temas que favorezcan imágenes más grandes, con menos publicaciones por página.

Si planeas actualizar algunas veces al mes, debes evitar los carruseles que circulan las noticias.

En caso de que desees un espacio para artículos de tu autoría, escribir ensayos y mostrárselos a tus contactos, puedes elegir un template con una página de inicio estática.

De nuevo: idoneidad para el uso. Haz una lista de los 4 o 5 que más te gustaron pensando en ello. Para el desempate, considera los siguientes factores:

  • ¿El template es responsivo (se carga bien en smartphones y tablets)? Si no, sácalo de la lista.
  • ¿Cuáles son las evaluaciones de otros usuarios? Si dominan las calificaciones negativas sácalo de la lista.
  • ¿Se admite la personalización o necesitarás editar el código manualmente”? Si es necesario sácalo de la lista.

Ahora que tiene algunas opciones, elige según el precio, características adicionales (como soporte integrado de redes sociales) o, incluso, tirando una moneda al aire.

Es importante estar satisfecho con el aspecto de tu blog, por supuesto.

Pero si funciona bien y es adecuado para su uso, optar por el tema “A” o “B” es un factor menor de éxito en comparación con el siguiente tema.

9. Comienza a producir y publicar contenidos

Al principio de esta publicación, aprendiste que el contenido es el corazón de tu blog. No hay ningún factor que afecte la capacidad de tu blog para atraer más tráfico que los contenidos que publicas.

Sin una estrategia de Marketing de Contenidos, con un texto que capte la atención de tu lector y lo mantenga con ganas de más, nada hará que tu blog tenga éxito.

Echemos un vistazo a cómo se le agrega contenido a tu blog:

Publicación de contenido

La parte difícil siempre será crear contenidos de calidad para tu buyer persona. Pero con eso resuelto, publicarlo es relativamente simple.

Cuando hagas clic en “Publicaciones”> “Agregar publicación” verás esta pantalla:

El primer campo de la parte superior es para poner el texto de la publicación. Escribir un buen título no es fácil. Existen algunos consejos para ayudarte.

De cualquier manera, este es uno de los puntos más importantes de la publicación del blog.

Sin un título atractivo, las personas no harán clic en el contenido, no lo leerán y, por lo tanto, no obtendrás buenos resultados y todos nos quedaremos tristes.

El campo del medio es obviamente para el contenido principal. Las herramientas de edición son muy similares a las que estás acostumbrado en cualquier editor de texto.

Sin embargo, notarás que no hay ningún botón para elegir la fuente. Quien decide qué fuentes y tamaños es el tema del material, así que no te preocupes por eso.

En esta barra es importante llamar la atención sobre una característica clave:

Este es el selector del tipo de texto. En inglés, los encabezados se llaman headers.

¿Por qué preocuparnos con los encabezados?

Los encabezados son marcadores que le indican al navegador la jerarquía de texto que se deben mostrar.

En este texto, por ejemplo, usamos H2 (Título 2) en las preguntas principales y los pasos numerados. En los pasos secundarios o elementos de una lista, usamos H3 (Título 3), que indica a qué H2 pertenecen los subelementos.

¡Muy simple!

El salto principal es que los buscadores usan este marcado para saber cómo está estructurado tu texto y usan esta información (entre otras) para definir las clasificaciones de búsqueda. En su ausencia, parece que tu blog es un gran muro de texto, difícil de leer y consultar.

Una estructura que separe los temas principales en subtemas relevantes hace que tu texto sea escaneable y mejora tus posibilidades de ingresar a la página de búsqueda.

Otras optimizaciones de post:

Elige siempre una imagen destacada para tus blogposts. La mayoría de los temas los utilizan para crear la miniatura que ilustra la publicación de la landing page.

Algunos temas admiten una variedad de formatos de publicación, adaptando el diseño para hacer que ciertos elementos sean más prominentes. Elige el formato que mejor se adapte a tu publicación y prueba con diferentes formatos para darle variedad a tu blog.

Las etiquetas (tags) y categorías ayudan a encontrar tu contenido. Elige una estructura de categoría simple, con un máximo de 4 o 5 diferentes, utilizando subcategorías si es necesario.

Para las etiquetas no hay necesidad de jerarquía. Simplemente ingresa dos o tres términos más relevantes de la publicación. Aunque las etiquetas ayudan a encontrar tus contenidos, no recomendamos usarlas.

Desde una perspectiva de SEO, las etiquetas pueden ser dañinas porque interrumpen la arquitectura de información del blog.

Un consejo: si haces clic en “editar” después de “publicar inmediatamente”, puedes programar la publicación para un momento específico. ¿Has terminado de revisar la publicación? Programa el lanzamiento para la mañana siguiente, la publicación saldrá incluso mientras duermes tranquilamente.

Consejo adicional: Optimizando tu URL permanente

Notarás que al guardar un borrador de tu post, WordPress te sugerirá automáticamente una URL, mira esto:

¿Puedes decir qué es lo que debería cambiar en este ejemplo de URL?

Te dejaré pensar…

¡Eso mismo! Es una mala idea tener estas “10 razones” en ella.

Después de todo, si quiero mejorar la publicación, eliminar o agregar motivos de esta lista, la URL cambiará y perderé cualquier posición orgánica que pueda obtener.

En este caso, es mejor cambiar la URL a “razones-para”, por ejemplo, o usar la palabra clave principal, que ya estará en el título del contenido.

Siempre piensa en tu URL antes de publicar. ¿Es fácil de leer? ¿Deja entender el tema principal del texto? Si no, haz ajustes. Hay cinco minutos que marcan una gran diferencia en el resultado.

Calendario Editorial

Es muy común ver blogs que nacieron con mucho potencial y “muriendo” por falta de engagement. La verdad es que mantener un blog vale la pena, pero es un trabajo duro.

Por lo tanto, es esencial que te organices adecuadamente para administrar bien tu blog y todo comienza con un calendario editorial. Te ayudará a:

  • organizar todo el ciclo de contenido, desde la planificación hasta la publicación;
  • priorizar formatos según tendencias, objetivos comerciales y estacionalidad.

Idealmente, debe definirse en una reunión con todos los involucrados en el proyecto en una fecha fija, como al final o al principio del mes.

Lo que puede ayudar es usar herramientas como Google Calendar para recordar fechas clave. Algunas personas (y equipos) prefieren imprimir una versión física fácilmente visible.

Explora diferentes formas de adquisiciones de tráfico

Mucha gente está decepcionada con los resultados logrados con el blog, ya que tenían la expectativa de que solo publicar contenidos de calidad pondría su portal en la primera página de Google.

Especialmente para aquellos que están comenzando, es esencial invertir en la promoción de su blog y el contenido publicado en él en diferentes canales, complementando lo orgánico.

Contrariamente a la creencia popular, hacerlo es bastante simple. Observa a continuación algunas sugerencias iniciales.

 Redes sociales

Antes de comenzar, un consejo: ¡No crees un perfil en todas las redes sociales! Este es el error más común que cometen las empresas. Administrar un perfil social lleva mucho tiempo, por lo que solo debes invertir en las redes que realmente utiliza tu buyer persona.

El principal consejo para promocionar tus contenidos es: crea llamadas de lectura concisas y convincentes.

Email

El email como canal de adquisición significa una relación de trabajo. Después de todo, si tienes acceso a la dirección de email de alguien es porque tienes permiso para entrar en contacto con esa persona, ¿verdad?

Por lo tanto, la clave del email marketing es la personalización: debes enviar el mensaje correcto, de la manera correcta, a la persona adecuada. Ah, y en el momento oportuno también.

Con el formato de promoción de contenidos más básico en mente, puedes comenzar con una estrategia de newsletter que te permitirá compartir nuevas publicaciones con aquellos que estén interesados ​​en ellas.

Luego, puedes utilizar estrategias de email marketing más complejas, como la segmentación y la nutrición de los contactos.

10. Monitorea y optimiza tus resultados

Independientemente de cuál sea el propósito de tu blog, una cosa es segura: solo sabrás si lo estás haciendo bien analizando los resultados.

El monitoreo del desempeño del blog dependerá en gran medida de la técnica y la dedicación en el tipo de resultados que se esperan de él.

Si, por ejemplo, es responsable de generar oportunidades orgánicas de una empresa, seguramente querrás revisar sus dashboards al menos semanalmente. Hay docenas de herramientas que pueden ayudar con este paso, pero las más básicas son Google Analytics y Google Search Console.

Google Analytics

Aquí es donde seguirás las principales métrica de visitas y engagement de tu blog. Como principiante, preocúpate más por:

  • el número de visitas y usuarios de tu blog;
  • la URL más visitadas;
  • duración promedio de estadía para las páginas principales.

No te preocupes: puede parecer complicado, pero la herramienta es muy intuitiva. Esta guía gratuita puede ayudarte.

Guía de Google Analytics

¡Descarga el ebook gratis dejando tu email y aprende a usar la herramienta como un experto!


Google Search Console

Al igual que Analytics, esta herramienta puede ser usada tanto para usuarios principiantes como avanzados, ya que tiene cientos de características.

Para aquellos que recién comienzan, las insights más valiosas que genera son:

  • Search Traffic: muestra qué tipos de búsqueda están realizando (o no) a los usuarios de tu blog;
  • Google Index: identifica el rendimiento de Google al indexar tus páginas y asociarlas con palabras clave;
  • Crawl: informa los errores encontrados por los robots mientras inspeccionan tu blog (para ayudarte a solucionarlos).

Dando el siguiente paso con tu blog

Al principio, el 90% de tu éxito es publicar y promover contenidos de calidad con una frecuencia establecida. Pero cuando hayas dominado esta parte, es hora de pensar en el siguiente nivel. ¿Cómo hacer eso?

Evoluciona el SEO

Es importante que alineemos lo siguiente: el SEO es un trabajo de hormiga.

No hay magia: el proceso para obtener resultados con la optimización de motores de búsqueda es gradual y requiere esfuerzos todos los días.

Ciertamente ha escuchado sobre esto y, para decir la verdad, hay cientos de temas a considerar dentro del SEO, pero esto no es una preocupación en este momento.

Con el tiempo, sin embargo, querrás convertirte en un maestro del SEO y luchar cara a cara con los grandes en la parte superior de las palabras clave competitivas.

A continuación hay algunos recursos que pueden ayudarte a llegar allí:

Backlinks

Agregamos un punto extra para los backlinks por las siguientes razones:

  1. es más importante de lo que piensas;
  2. da más trabajo del que te gustaría.

¿Sobreviviste al shock de la realidad? Los backlinks son referencias de otros dominios a tu blog.

A los ojos de Google, es decir, de los motores de búsqueda, un backlink es como una recomendación, una indicación de alguien de que vale la pena leer el contenido vinculado allí.

¡Eso cuenta mucho para el posicionamiento!

Trabajar activamente para conseguir enlaces hacia nuestro blog significa que estás haciendo contactos en tu área detrás de estas recomendaciones (que estás ampliando tu red y aumentando tus posibilidades de crear sociedades) y que estás teniendo contacto con otras editoriales, compañías y marcas.

Quiero decir: Independientemente de cuántos backlinks obtengas al final, ¡el ejercicio de conseguirlos es muy enriquecedor!. Como beneficio adicional, expande tu audiencia y puedes subir algunas posiciones en el ranking.

Conclusión

El objetivo de esta publicación fue prepararte para dar los pasos para crear y administrar un blog. Sabemos que parece mucho volumen de información para aprender, pero (y necesito que me creas en esto) se vuelve mucho más fácil con el tiempo y la práctica.

Es como ir al gimnasio. Al principio no sabes qué hacer y te duele todo el cuerpo, pues estás “oxidado”. Pero a medida que comienzas a ver resultados, el dolor disminuye, aumentas tu control sobre el ejercicio y tu desempeño es cada vez mejor.

Puedes volverte adicto a los blogs, querer llegarle a millones de personas y no descansar hasta que hayas ejercitado ese día. Quizás sigas esa rutina pensando en tu salud, para sentirte bien y relajarte del ajetreado día.

En cualquier caso, ¡feliz blogging!

¿Te gustó este artículo? ¿Te ayudó a entender cómo crear un blog? ¡Entonces descarga nuestro material sobre Blogs Corporativos y conviértete un especialista en el tema!

banner guía blogs corporativosPowered by Rock Convert

100.000 personas no podrían estar equivocadas
Deja su email y recibe contenidos antes que todo el mundo

Posts relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *