Por Valentina Giraldo

Responsable por la estrategia de Internacionalización de Rock Content.

Publicado el 17 de abril de 2020. | Actualizado el 15 de abril de 2020


Growth Hacking es un término creado e implementado por Sean Ellis. Según él, la definición más correcta es: marketing orientado a experimentos. El objetivo es detectar oportunidades que apunten a encontrar resultados rápidos para el crecimiento de la empresa.

¡Crecer, crecer, crecer! Esta es la obsesión de la mayoría de las empresas, especialmente aquellas que están comenzando sus operaciones. ¿Cómo, entonces, potenciar este crecimiento? Para eso existe el growth hacking.

Una expresión que se ha vuelto popular en los últimos años, el growth hacking ha demostrado ser una solución poderosa para hacer crecer a las empresas.

Es una nueva forma de pensar el Marketing Digital que pone a las empresas en el camino hacia sus objetivos, más rápido y basado en el ahorro de recursos.

En este artículo, te mostramos que el growth hacking es mucho más que una expresión de moda. ¿Quieres saber todo sobre este tema? ¡Entonces, quédate con nosotros hasta el final!

¿Qué es el growth hacking?

El growth hacking es una nueva forma de adoptar estrategias dirigidas al crecimiento significativo y acelerado del negocio desde la identificación de sus puntos críticos.

Estas estrategias implican llevar a cabo experimentos. Los equipos elaboran hipótesis, verifican su validez, hacen pruebas y, por lo tanto, descubren brechas u oportunidades que hacen que el negocio crezca de manera más inteligente y rápida.

Es por eso que Sean Ellis, un profesional que acuñó el término y usó esta estrategia para acelerar nuevas empresas que se convirtieron en gigantes (como Dropbox y Eventbrite), define el growth hacking como un tipo de marketing basado en experimentos.

Los puntos críticos que guían el el growth hacking de una empresa, están identificados por los KPIs que miden su éxito, como por ejemplo el tráfico web, los clientes potenciales y las ventas.

Si el punto crítico es el tráfico web, por ejemplo, el growth hacking convierte este KPI en experimentos que tienen el potencial de atraer a más visitantes al sitio de manera más eficiente.

La definición de cuál KPI será usada depende de lo que cada empresa entiende por éxito. Para un ecommerce, por ejemplo, el KPI principal es probablemente el número de ventas (que puede desglosarse en otros KPIs).

Para un sitio que se monetiza con anuncios, lo que más importa es el tráfico web. Por lo tanto, se necesita planificación para definirlos.

Pero, después de leer esto, podrías pensar: ¿cuál es la diferencia entre el growth hacking y otras técnicas de Marketing que también apuntan al crecimiento?

Primero, ten en cuenta que no todas las técnicas están dirigidas a los KPIs: muchas empresas pierden tiempo y dinero en estrategias que no contribuyen a sus objetivos. El growth hacking siempre apunta a objetivos.

Pero la gran diferencia es que concentra su esfuerzo en hacer todo esto de la manera más rápida y económica posible utilizando el método del experimento que valida las hipótesis. El growth hacking quiere descubrir puertas para crecer a menor costo y más rápido.

Por eso, ¡es inútil pensar que los hacks son mágicos! Es necesario invertir en herramientas que permitan realizar experimentos y automatizaciones y que los equipos puedan encontrar las mejores soluciones.

Entonces, ¿qué necesitamos para implementar el growth hacking? Podemos resumir las partes fundamentales de este proceso de la siguiente manera:

  • objetivo: definir claramente cuál es el objetivo del growth hacking.
  • Hipótesis: desarrollar hipótesis basadas en el conocimiento y la intuición de los profesionales.
  • Experimentos: realizar pruebas que comprueben la eficiencia de la hipótesis.
  • Herramientas: usar herramientas de prueba, análisis y automatización.

Ahora, entenderemos mejor quién es y qué hace el profesional responsable de esta área en las empresas.

¿Qué es lo que hace un growth hacker?

La palabra “hack”, en la expresión growth hacking, puede causar confusión. Muchas personas asocian este tipo de estrategia con la práctica de los hackers, que buscan fallas de seguridad en los sistemas.

Debido a eso, un número considerable de personas piensan que el growth hacking es poco ético e ilegal (aunque no todos los hackers informáticos son poco éticos e ilegales, ¿de acuerdo?). No hay nada de eso, este enlace ayuda a explicar qué hace el growth hacker.

De la misma manera que se sabe que un hacker encuentra y usa a su favor fallas de seguridad, el growth hacker es el profesional que encuentra “pasajes abiertos” para hacer crecer rápidamente los resultados de un negocio.

Su objetivo también es descubrir lagunas, pero que proporcionan un crecimiento inteligente y acelerado para la empresa. ¡Todo dentro de la ley y la ética!

La relación con hackers también sugiere que el growth hacking es pura tecnología, programación y matemáticas.

Si bien esta práctica, generalmente, involucra estas áreas, porque brindan soluciones más rápidas y más eficientes, el concepto es mucho más amplio y también involucra estrategias comerciales.

Por lo tanto, el growth hacker no necesita ser un profesional de TI o de programación, aunque este conocimiento sea útil para alinearse con los programadores que conforman el equipo.

En general, el growth hacker es un profesional de Marketing que ya tiene una visión para el crecimiento del negocio.

Pero cualquiera que ingrese a esta área no solo debe pensar en vender u obtener ganancias, sino que también debe ocuparse del objetivo y la eficiencia de la compañía, buscando una evolución más rápida y más barata, para lograrlo.

El growth hacker generalmente tiene un perfil creativo y de explorador, para encontrar posibilidades de crecimiento y proponer nuevas hipótesis, pero también es ágil y analítico, para probar y demostrar su eficiencia rápidamente a través de los datos.

Además del conocimiento técnico y conceptual del Marketing, el growth hacker debe comprender muy bien:

Saber cómo piensan las personas a lo largo de la jornada de compra, cómo reaccionan y por qué están motivados es esencial para un growth hacker.

Entendiendo esto, el profesional usa su conocimiento de Mercadotecnia para encontrar posibles factores desencadenantes del crecimiento y, con método, realiza experimentos para probar sus hipótesis.

Si consigue probarlas se convierten en procesos, repetibles y escalables, de modo que la empresa no gasta tanto tiempo y dinero en esa tarea. Para lograr todo esto, muchas empresas no solo contratan o capacitan growth hackers, sino que también forman growth teams.

Los equipos pueden estar compuestos por las siguientes posiciones:

  • Growth master: es el gerente del equipo y toma las decisiones finales.
  • Growth marketers: especialistas en SEO, redes sociales, email marketing, entre otros, que proponen e implementan experimentos con un KPI.
  • Growth analysts: que nutren al equipo con el análisis de los datos de rendimiento de los experimentos y estrategias implementadas.
  • Diseñadores, programadores e ingenieros: desarrollan productos, herramientas y softwares a partir de experimentos.

Con esta combinación de conocimientos, es posible cubrir todos los extremos del proceso de growth hacking.

Aunque muchas empresas tienen un growth hacker o un equipo de growth hacking, generalmente dentro del área de Marketing, el growth hacking es más una forma de pensar que una posición formal.

Cualquier profesional puede y debe adoptar este comportamiento explorador y creativo, en busca de oportunidades de crecimiento y con un enfoque en los resultados.

Esto puede ser una realidad en Marketing, pero también en Ventas, Control de Calidad y cualquier otra área de la empresa donde haya posibles factores desencadenantes del crecimiento. 

¿Por qué hacer growth hacking?

Las viejas fórmulas de marketing están siendo cuestionadas.

Antes, entrábamos en contacto con los vehículos de comunicación tradicionales (radio y televisión, por ejemplo), analizábamos los costos de publicidad y la afinidad del vehículo con nuestra audiencia, negociábamos valores y contratábamos el espacio.

Pero, ¿quién nos garantizaba que nuestro anuncio llegaría a la cantidad de personas que deseábamos? ¿O que obtendríamos el rendimiento esperado de nuestra inversión?

La compra de publicidad se realizaba así, sin ninguna garantía, lo que podría ser muy costoso, especialmente para marcas con presupuestos ajustados.

Las interpelaciones también comenzaron a llegar desde el público. La publicidad tradicional debe desarrollarse para convencer a las personas, que ya no aceptan lo que las marcas dicen como si fuera una verdad absoluta, llevan sus críticas a Internet y pueden causar el desperdicio de toda la inversión.

Por lo tanto, invertir en publicidad tradicional se ha vuelto inviable para muchas empresas, debido al costo y al rechazo del público. Debido a eso, las marcas comenzaron a buscar nuevas formas de tener resultados con el Marketing.

Y es por eso que el growth hacking ha ganado tanta fuerza, pues se presenta como una solución más segura para las empresas, ya que presupone realizar experimentos y analizar datos antes de aplicar estrategias.

Solo se adoptan si los experimentos demuestran su eficiencia, es decir, cuando presentan soluciones más rápidas y más baratas que el Mercadeo tradicional.

La misión de growth hacking es volver un negocio escalable, repetible y sostenible.

Si estás invirtiendo en estrategias sin rendimiento garantizado, que no se transforman en procesos, que requieren muchas acciones manuales y requieren mucho tiempo y recursos, entonces tu empresa no está realizando growth hacking.

El growth hacker analiza algunas actividades comerciales y se pregunta: ¿cómo hacer esto a escala, con procesos repetibles y de manera que la empresa no gaste tanto tiempo y dinero? Es a partir de este interrogante que busca oportunidades de crecimiento.

Esta descripción de growth hacking explica por qué esta estrategia es tan popular entre las nuevas empresas.

Pueden usar la técnica para hacer que el negocio crezca rápidamente y con pocos recursos en el momento de la tracción y demostrarle a socios e inversores potenciales, su capacidad para generar impacto en el mercado.

De esa forma, el growth hacking ayuda a las startups a ser escalables, sostenibles y tener procesos que puedan ser repetidos.

Las grandes empresas también pueden adoptar el growth hacking para cumplir ciertos objetivos, como impulsar el crecimiento o lanzar nuevos productos o servicios, pues sirve para mostrar si un nuevo producto es sostenible, de rápido crecimiento y si la empresa está en el camino correcto antes de realizar una inversión importante en publicidad.

Sin embargo, este tipo de empresas generalmente no tiene la estructura interna que proporciona los resultados del growth hacking.

Por lo tanto, necesitan cambiar su cultura organizacional y acercarse al entorno de startups:

  • mucho más flexible,
  • menos jerárquico
  • y menos burocrático.

El growth hacking exige una cultura de experimentos que fomente el riesgo y acepte el error. Después de todo, esto es lo que hace este profesional: formula una hipótesis que puede salir mal, pero que, si se verifica y funciona, ofrece resultados que pueden ser aprovechados.

Esto no significa que la técnica sea un “disparo en la oscuridad”, porque los experimentos solo se convierten en procesos después de ser probados y validados.

Además, también es importante que el equipo y los profesionales tengan autonomía para tomar decisiones.

Si necesitas recorrer toda la jerarquía para aprobar una herramienta, un experimento que solo podría durar una semana tomaría meses en aplicarse. Por lo tanto, el proceso pierde agilidad y no cumple su función.

Es por eso que el growth hacking es generalmente más eficiente en nuevas empresas y pequeñas empresas, generalmente, del área de tecnología o digital.

Las 4 fases del growth hacking

Growth hacking es proceso. No tiene sentido comenzar a hacer experimentos sin método y aplicar técnicas sin un propósito. Por lo tanto, ahora presentaremos las fases de este proceso para que puedas obtener resultados más rápidos y económicos.

¡A continuación veremos las 4 fases del growth hacking!

fases del growth hacking

1. Product-Market Fit

Crear productos que la gente quiera usar: esta es la base del Marketing, de la creación de nuevas empresas y, por supuesto, del growth hacking.

En este primer paso, lo que debes hacer es pensar en la alineación entre el producto y el mercado. Product-Market Fit se refiere a la creación de un producto deseado por el mercado y capaz de satisfacer sus necesidades.

A menudo es este paso el que explica el fracaso de muchos productos, que eligen el mercado equivocado o se crean sin tener en cuenta las necesidades del público.

Por lo tanto, para lograr este paso, es necesario comprender a las personas, sus necesidades y deseos, sus motivaciones, su jornada de compra, para luego desarrollar los productos que desean o necesitan usar.

Y no estamos hablando necesariamente de crear un producto totalmente disruptivo. A menudo, un pequeño cambio en lo que tu empresa ya vende o en el proceso que ya utiliza puede servir para satisfacer las necesidades del mercado y brindar resultados increíbles.

Una técnica utilizada para verificar si tu producto está en línea con el mercado es la Regla del 40%, creada por Sean Ellis.

Esta técnica verifica, a través de un cuestionario, cómo se sentirían tus clientes si tu producto dejara de existir.

Si más del 40% responde que estaría “muy decepcionado” (en lugar de “indiferente” o “un poco decepcionado”), entonces tienes Product-Market Fit.

2. Growth Hacks

El segundo paso es la aplicación de growth hacks. Es aquí donde el equipo formula hipótesis, los experimentos comienzan a cobrar vida y los primeros usuarios comienzan a llegar. La intención es identificar qué cambios pueden generar resultados más rápidos y más baratos.

Para eso, los growth hackers deben mirar el producto y, basándose en su conocimiento e intuición, encontrar vulnerabilidades y oportunidades de crecimiento.

Así es como se formulan las hipótesis: “¿qué pasaría si hiciéramos lo contrario? ¿Qué pasa si agregamos un elemento al producto? ¿Qué pasa si usamos una herramienta en particular en el proceso? ”.

Un buen ejemplo fue la estrategia adoptada por Quora, un sitio web especializado en preguntas y respuestas. Necesitaban mejorar la adquisición de usuarios para instalar su plataforma que ofrece respuestas confiables entre su audiencia.

La empresa se preguntó: “¿qué pasaría si invitáramos a profesionales reconocidos, influyentes y con mucha autoridad a la plataforma?”.

Por lo tanto, la compañía dirigió sus esfuerzos de Marketing hacia ese tipo de usuario. De esa forma, Quora aumentó la adquisición de usuarios para su plataforma, convirtiéndose en una reconocida fuente de información.

3. Escala y viralización

El growth hacking es una estrategia de crecimiento que busca utilizar la menor cantidad de recursos posible. Por lo tanto, la forma ideal de hacer esto es conseguir que tus propios consumidores se conviertan en propagadores de tu producto recibiendo algún beneficio.

Quizás esta etapa es la más difícil. No todas las soluciones pueden volverse virales, pero el éxito siempre dependerá del poder del boca a boca. Lo que puedes hacer es darle un pequeño empujón para que suceda.

Un buen ejemplo es Candy Crush, el famoso juego de rompecabezas que se volvió viral en Facebook. El juego aprovechó la adquisición de usuarios cuando definió que ganarían más vidas a medida que invitaran a más personas a jugar.

De esa forma no habría necesidad de invertir en publicidad o Marketing tradicional: los propios usuarios harían el trabajo de publicidad.

exemplo candy crush

Otro ejemplo es Hotmail. En sus primeros años, un mensaje de email marcó la diferencia.

La frase “PS I Love You. Get Your Free Email at Hotmail” fue colocada en la parte inferior de los emails y aumentó significativamente la base de usuarios. En seis meses, había más de un millón de usuarios registrados. En un año, 10 millones.

Es en esta etapa, por lo tanto, que se evidencia su potencial de escalabilidad. Después de ejecutar un experimento, conquistar a los primeros usuarios y obtener resultados, debes ampliarlo. Con una base de usuarios ampliada, también comienzas a comprender mejor a tu audiencia.

Y cuando hablamos de ganar escala, estamos hablando de automatizar acciones. Un proceso escalable no puede ser manual.

4. Optimización y retención

Finalmente, necesitas optimizar la solución para mejorar la usabilidad y satisfacer a los usuarios. El objetivo ahora es retener a los consumidores que has conquistado para consolidar tu base de clientes.

Si esto sucede, el experimento está terminado y aprobado y ya puede convertirse en un proceso en la empresa.

En este momento las pruebas, los comentarios y el análisis de datos juegan un papel esencial.

Debes verificar las métricas, vigilando los KPIs, que explicamos anteriormente, para averiguar cómo están usando tu producto los consumidores, si están volviendo a usarlo y, si no, por qué está sucediendo esto.

Luego, con esta información, optimiza continuamente tu solución para satisfacer las necesidades de los usuarios.

Growth hacking no significa lanzar una idea, aprobarla y terminar el trabajo. El proceso es de mejora continua y requiere que optimices la idea de vez en cuando para mejorar siempre la experiencia del usuario.

Además, un experimento finalizado abre puertas para otros. El equipo no puede quedarse quieto, ya que siempre hay un problema esperando nuevas ideas para resolverlo. 

Principales estrategias de growth hacking

La aplicación de estrategias de growth hacking depende de la definición de KPIs, que puede variar de una empresa a otra. Por lo tanto, deben estar diseñadas específicamente para cada empresa.

Pero existen estrategias que generalmente funcionan para todo tipo de empresas y obtienen resultados expresivos.

Te diremos a continuación cuáles son las principales estrategias que recomendamos y evalúa si te parece que satisfacen las necesidades de tu empresa.

Marketing de recomendación

Fue con esta estrategia que compañías como Paypal, Dropbox y Uber se consolidaron. Y esta es una de las principales estrategias de viralización en el proceso de growth hacking.

El marketing de recomendación consiste en convertir a tus clientes en promotores de tu marca. En general, el sistema funciona así: un usuario recomienda otro cliente y recibe una recompensa por eso (a menudo, la persona indicada también recibe).

El caso de Paypal fue pionero en esto: en 1999, el sistema de pago en línea ganó 100.000 usuarios en el primer mes de operación, simplemente pagando U$D 20 por cada recomendación convertida e cliente.

De esa forma, el marketing promueve el boca a boca, que es esencial para reducir el costo de adquisición por cliente, aumentar la base de usuarios y mejorar el crecimiento de la empresa.

El marketing de recomendación también está relacionado con el marketing de fidelización. Después de todo, los clientes leales tienden a recomendar tu producto o servicio aún más a sus conocidos. Por lo tanto, puedes combinar esta estrategia con programas de fidelización también.

Marketing de contenidos

El Marketing de Contenidos es una de las principales estrategias de crecimiento de tráfico en línea.

Si tienes un blog con publicaciones relevantes sobre tu área, seguramente recibirás más visitantes de forma orgánica y escalable. Sin embargo, el blog por sí solo no es suficiente para un crecimiento rápido y expresivo.

Si deseas acelerar la adquisición de tráfico para tu blog, es importante adoptar otras estrategias de Marketing de Contenidos.

Primero, debes optimizar tus publicaciones con SEO. Al aplicar técnicas de SEO en la página y obtener backlinks para tus páginas, tu blog crece más rápido. Comienza optimizando tus mejores publicaciones, las que tienden a crecer exponencialmente.

Adoptar una estrategia de guest posting en los blogs asociados también es una forma de potenciar el aumento de la audiencia de tu blog, en vez de únicamente esperar que los visitantes lleguen de forma espontanea.

Si tu objetivo es aumentar la adquisición de leads con Marketing de Contenidos, debes usar elementos de captura en las páginas del blog.

Colocar ventanas emergentes, formularios, banners y CTAs a lo largo de las páginas para que el usuario te brinde su email. Es una forma de aumentar tu base de contactos.

Aprovecha la oportunidad para realizar esta práctica también en las publicaciones que tienen mejor desempeño para ayudar a acelerar el crecimiento.

Principio de escasez

Este es uno de los principales gatillos mentales utilizados en el growth hacking, porque logra motivar a las personas a comprar el producto de inmediato. Este principio se basa en la idea de que todo lo que es escaso es más valioso.

Cuando un consumidor percibe (¡o se lo hace creer!) que un producto se está agotando o está restringido a unas pocas personas, quiere garantizarlo de inmediato.

Entonces, el Marketing aprovecha este gatillo en sus estrategias para acelerar la adquisición de clientes, sin gastar más dinero en publicidad.

Fue con esta estrategia que el banco digital brasileño Nubank (y que hace rato llegó a México) creció y se volvió tan buscado. El usuario solo tendría su tarjeta si recibía una invitación de un miembro o si estuviese en una lista de espera que podría durar meses.

¡Esto dio la sensación de que el producto era increíble! No fue casualidad que la lista de espera haya alcanzado un millón de usuarios.

También puedes usar este principio de escasez cuando anuncias ediciones limitadas de tu producto o descuentos hasta determinada fecha. Realiza pruebas y verifica el impacto de estas acciones en los resultados.

Pruebas constantes

La cultura de los experimentos exige la ejecución de pruebas constantes. Las más conocidas son las Pruebas A/B, que consisten en ejecutar dos versiones de un material (una landing page o un mail de una campaña de email marketing, por ejemplo), con solo una variable diferente entre ellas y verificar cuál genera mejores resultados.

Para esto, es esencial definir qué variable deseas evaluar y qué resultado deseas obtener. Por ejemplo, puedes ver si un determinado título de email genera más aperturas, pero menos conversiones.

Si tu objetivo es convertir, entonces esta prueba demostró que el título no funciona para lo que deseas. Como dijimos, el growth hacking siempre apunta a objetivos.

Pero no solo se pueden hacer pruebas A/B. Cualquier tipo de experimento se puede aplicar al growth hacking. El único requisito es confiar en los datos para respaldar las decisiones.

Puedes, por ejemplo, ejecutar la versión de un software para un grupo selecto de clientes, verificar los resultados que genera y luego tomar la decisión de colocarlo (o no) en el proceso.

Casos de éxito de growth hacking

Facebook

Facebook recientemente alcanzó la marca de 2.300 millones de usuarios activos y gran parte de ese éxito se debe a la mentalidad de growth hacking que la compañía ha tenido desde su primer día.

Cuando se lanzó la creación de perfiles para todos, no solo para estudiantes universitarios, la adquisición de nuevos usuarios se convirtió en un gran desafío: ¿cómo seguir siendo interesante, si ahora todos podían ser invitados?

El primer hack de Facebook fue permitirle a las personas agregar badges y widgets a sus sitios web (la evolución de estos widgets es el actual Page Plugin).

Como resultado, las personas que visitaban un sitio web eran invitadas a ver la página de dicho sitio de Facebook y terminaban creando un perfil propio.

Otro growth hack de Facebook estaba relacionado con la retención de usuarios.

Analizando el comportamiento de los usuarios que permanecían activos en la red social, los growth hackers de Facebook idearon una métrica de activación:

“Las personas que agregaban 7 amigos en los primeros 10 días eran mucho más propensas a continuar en la red como usuarios activos”.

Con eso en mente, crearon varias funciones para motivar y facilitarle a esos nuevos perfiles el trabajo de encontrar esos primeros 7 amigos.

Una de esas funciones es cuando te piden tu email al crear tu perfil. Con eso, Facebook busca en tus contactos amigos para sugerirte.

Otra es la posibilidad de que un amigo tuyo te sugiera otro amigo que sea conocido por los dos pero que aún no hayas agregado. Esta característica aparece mucho para los amigos de una persona que acaba de crear su cuenta y luego, con el tiempo, ya no aparece.

LinkedIn

Una de las acciones de growth hacking más famosas de LinkedIn ayudó a la compañía a crecer de 2 millones a 200 millones de usuarios activos. El cambio implementado para esto fue la posibilidad de crear perfiles públicos, visibles para las personas que no estaban en LinkedIn.

Parece contradictorio, ¿no? Si es posible ver un perfil sin crear una cuenta, ¿por qué debería crear una cuenta?

El secreto era que estos perfiles estaban completamente optimizados para SEO. Cuando alguien buscaba el nombre de alguna persona en Google, uno de los primeros resultados que surgía era su perfil de LinkedIn.

Lo mismo le sucedía si buscaba nombres de compañías: allí estaba la página, en las SERPs de Google.

Este fue un importante desencadenante de crecimiento.

Obviamente, no fue un intento que se produjo al azar. ¿Recuerdas que el growth hacker necesita tener un buen conocimiento de las personas y sus comportamientos?

Es muy probable que los profesionales de LinkedIn hayan notado la tendencia de las personas a buscar en Google sus nuevos contactos profesionales y las empresas donde trabajan.

Al darse cuenta de esto, LinkedIn aprovechó la oportunidad para posicionarse como una autoridad en los resultados de estas búsquedas. Después de todo, ver el plan de estudios de la Buyer Persona es algo muy relevante cuando deseas saber más sobre ellos.

Quora

Quora es un sitio web especializado en preguntas y respuestas. Puedes crear tu perfil, hacer una pregunta y esperar que personas de todo el mundo respondan de acuerdo a tu conocimiento.

Uno de los mayores desafíos de Quora fue adquirir usuarios. ¿Cómo podrían ser confiables en relación a la calidad de las respuestas del sitio?

Con este fin, la compañía dirigió sus esfuerzos hacia la adquisición de usuarios reconocidos y con autoridad en sus ámbitos.

Cuando las personas se dieron cuenta de que podían hacer una pregunta sobre tecnología y nuevas empresas, por ejemplo, y obtener respuestas de personas influyentes en el entorno (fundadores, directores de marketing, etc.) Quora comenzó a ser vista como una excelente fuente de conocimiento.

Detalle: los dos fundadores de Quora son ex empleados de Facebook. En otras palabras, la compañía nació con una fuerte cultura de growth hacking.

Herramientas para aplicar growth hacking a tu negocio

No hay herramientas específicas de growth hacking, pero es posible adoptar herramientas que quizás ya estés acostumbrado a usar en el marketing tradicional. La diferencia es la mentalidad que aplicarás al usarlas.

Las herramientas que usarás dependerán de los experimentos que quieras realizar. Puedes centrarte en el área de SEO y necesitar herramientas de análisis de palabras clave y competencia, como Google Search Console, Keyword Explorer y SEMrush.

Si te enfocas en las redes sociales, las herramientas de administración y automatización, como mLabs y Hootsuite, pueden ser útiles. Para el email marketing, herramientas de disparo como MailChimp o GetResponse.

Todo dependerá de la prueba que vas a realizar. Pero algunas herramientas son inevitables: necesitarás herramientas de análisis y prueba de datos, que son intrínsecas al growth hacking.

Para realizar pruebas, Google ofrece una herramienta súper útil: Google Optimize que hace parte de la Google Marketing Platform. Te permite optimizar cualquier elemento HTML en una página, como publicaciones de blog, CTAs, landing pages, imágenes y formularios.

Otra herramienta interesante es Optimizely, que te permite realizar experimentos más avanzados en sitios web, aplicaciones móviles, aplicaciones de TV e Internet de las cosas.

Además, muchas herramientas de email marketing, redes sociales y automatización, por ejemplo, también incluyen pruebas A/B en sus recursos nativos. Algunos ejemplos de herramientas son:

  • RD Station (automatización);
  • LeadLovers (automatización);
  • MailChimp (email marketing);
  • GetResponse (email marketing);
  • Unbounce (landing pages);
  • LeadPages (landing pages).

Para el análisis de datos, existen excelentes herramientas gratuitas. Ahora veamos una lista de aquellas que son indispensables:

Puedes pensar que algunas de estas herramientas son demasiado caras y entran en conflicto con la idea de obtener resultados más baratos con el growth hacking.

En este caso, debes evaluar el presupuesto de tu empresa y el rendimiento esperado para saber qué es lo que más te conviene. Sin lugar a dudas será más barato que poner publicidad en la televisión.

¡Ahora ya sabes cómo funciona el growth hacking! Recuerda que esto no es un truco de magia. El growth hacker es un profesional curioso, creativo y analítico, que quiere encontrar oportunidades que nadie haya notado antes para acelerar el crecimiento de las empresas.

En lugar del marketing tradicional, el growth hacking se preocupa por alcanzar los KPIs de la manera más rápida y económica posible a través de estas lagunas. Como dijimos, ¡esta es la obsesión del growth hacker!

Para esto, utiliza experimentos para validar ideas que son escalables, repetibles y sostenibles para el negocio. Si no cumple con estos requisitos, no se trata de growth hacking.

Comienza a adoptar esa mentalidad en tu empresa. Si quieres saber más sobre el universo del Marketing Digital descarga nuestro ebook de Métricas de Marketing y Ventas

métricas de marketing y ventasPowered by Rock Convert

100.000 personas no podrían estar equivocadas
Deja su email y recibe contenidos antes que todo el mundo

Posts relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *